Opinión

No tengas miedo a la gripe

José Luis Eymar|Madrid|30 de Enero de 2017, 08:00

La gripe, la enfermedad estacional que nos visita todos los años, alcanzará estos días su pico más alto de incidencia. 

La gripe, la enfermedad estacional que nos visita todos los años, alcanzará estos días su pico más alto de incidencia. Este año tiene la particularidad de haber ‘reaparecido’ antes de lo previsto, pero no por ello con mayor virulencia, pese a que los datos sobre el colapso en los servicios de urgencias sanitarios por su causa ocupan desde hace días grandes espacios en los medios de comunicación.

Toda la población está ‘educada’ en sus síntomas: fiebre alta, tos seca, dolor de garganta, articulares y musculares, pero lo cierto es que cuando estos sobrevienen, los pacientes o a sus familiares, no suelen poder evitar que las ‘alarmas’ se disparen y este uno de los motivos del rápido traslado a Urgencias.

Sin embargo, los especialistas, de nuevo, tenemos que hacer un llamamiento a la calma, a la prudencia y a la ‘solidaridad sanitaria’. La gripe, excepto, en casos descritos de pacientes con comorbilidades (enfermedad cardiaca, respiratoria, inmunodeprimidos, trasplantados, menores, personas de más de 65 años o con enfermedades crónicas que puedan agravarse por su causa), no es grave. Tediosa sí, pero no grave. Sí, en cambio, es perjudicial para todos, que las salas de urgencias se colapsen e impidan con ello atender los casos realmente graves. De ahí que, como jefe de Servicio de Urgencias del Hospital Nuestra Señora del Rosario de Madrid, realice esta llamada a la prudencia. 

Quiero recordar a los pacientes que el tratamiento consiste en antitérmicos, ingesta de líquidos y reposo. No están incluidos los antibióticos al tratarse de una enfermedad producida por virus, y no una bacteria, por lo que su uso con o sin receta médica es un riesgo para la salud personal y para la salud pública al elevar las resistencias de los microorganismos a los mismos.

Toda la red asistencial tiene planes de contingencia para este tipo de epidemias, pero también, entre todos, tendremos que colaborar para evitar la saturación hospitalaria aplicando los consejos que nos den nuestros facultativos y llamando a los teléfonos de información y asesoramiento médico.


José Luis Eymar es Jefe Servicio de Urgencias del Hospital Nuestra Señora del Rosario
  • Comentarios
  • ¡Aún no hay mensajes! Sé el primero en comentar

  • Escribe tu comentario