Tiempo de lectura 1 minuto


La firma francesa L’Oreal ha dado un paso más en el futuro de la cosmética, alcanzando un acuerdo con la empresa de bioimpresión Organovo, especializada en reproducir tejidos en serie. Así, gracias a estos tejidos vivos podrán probar la toxicidad y eficacia de los productos.

No obstante, no es la primera vez que la firma de cosméticos utiliza la producción de piel, puesto que ya en los ochenta comenzaron a cultivar dermis. Actualmente, L’Oreal cuenta con 60 científicos en sus instalaciones de Lyon (Francia), en la que cultivan cerca de 100.000 muestras de piel anualmente. Hay que recordar que la firma francesa se niega rotundamente a experimentar con animales.

Aunque el proyecto con Organovo aún está en su primera fase, y L’Oreal no sabe en qué medida podrá repercutir esto en sus cosméticos,  la compañía ya ha explicado que no tienen límites.
 


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *