Referirse a Eleanor Lambert es referirse a la inspiración, y al estilo en estado puro. Y es que sus 100 años de vida dieron para mucho. Nunca dejó de ostentar el título de musa de la tendencia, se convirtió en la anfitriona de oro y su carrera como publicista no dejó indiferente a nadie. Eleanor dio a luz a la moda, se encargó de cuidarla, luchó incansablemente para que tuviera el espacio que merecía y así fue, consiguió llevarla a lo más alto.

Entre sus logros está la creación del afamado Concilio de Diseñadores de Moda de América en 1962 (más conocido como el CFDA). Algunos se refieren a esta institución como “la casa de la moda”, el lugar donde el glamour dio sus primeros pasos y donde la moda maduró hasta convertirse en un arte adulto. El CFDA ha tenido siempre el mismo objetivo: salvaguardar el pequeño universo de los amantes y profesionales de la moda.



Pero si por algo se le tiene cariño a esta sociedad es por ser la encargada de organizar uno de los principales eventos del año; los Premios CFDA. Estos galardones son los primos hermanos de los Oscar y es más, me atrevería a decir que la alfombra roja la comparten. Año tras año esta entidad homenajea a los grandes diseñadores del momento, a las marcas candentes y a las personalidades más influyentes del sector.

Esta edición, comenzó con una alfombra roja impecable con atuendos tan bien llevados como el Prabal Gurung rojo pasión de la siempre acertada Diane Kruger o el mono plateado de Michael Kors lucido por la modelo Gigi Hadid. Karlie Kloss deslumbró con su vestido largo de topos rojos y generoso escote de Diane Von Fusterberg, presidenta del CFDA y las gemelas Olsen que encandilaron a los allí presentes ataviadas de riguroso negro con prendas de su marca The Row.

Precisamente entre la lista de triunfadores se encontraban las hermanas Mary-Kate y Ashley Olsen  que  subieron a recoger la ansiada estatuilla en la categoría de Diseñador de Moda Femenina del Año, dejando constancia nuevamente de su meteórica carrera en la industria textil. Tom Ford fue uno de los hombres de la noche al convertirse en el ganador en la categoría masculina. Los accesorios de Tabitha Simmons también se coronaron como los mejores y la mediática pareja formada por Kim Kardashian y Kanye West fueron protagonistas por otorgar en el caso de Kim el premio a Instagram “por su innegable contribución a la moda actual” y en el caso de su esposo Kanye, por conceder el galardón al cantante Pharrel Williams elegido “Icono de Estilo del Año”.
 




Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here