El concejal socialista Antonio Miguel Carmona ha quedado relegado en su Grupo Municipal a la portavocía de la comisión de Sugerencias y Reclamaciones, un foro que no tiene la periodicidad mensual de las ordinarias.

Carmona estrenó este miércoles, en el pleno extraordinario celebrado en el Palacio de Cibeles, su nuevo papel en la Corporación después de que fuera relevado como portavoz en el Ayuntamiento de Madrid el pasado 3 de agosto por decisión de la secretaria general del PSOE-M, Sara Hernández.



El socialista abandonó su habitual escaño en el Pleno, que ahora ocupa la portavoz, Purificación Causapié, para situarse en la segunda fila de sillones, justo detrás de la que fuera la número dos en la lista con la que los socialistas concurrieron a las elecciones municipales.

Carmona aprovechó la sesión plenaria para plasmar en Twitter sus opiniones de lo que estaba ocurriendo en el Palacio de Cibeles. «La sensación de asistir a un Pleno sobre empleo por parte de un profesor de Economía es difícilmente descriptible», narraba.




Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here