lunes, julio 15, 2024
22 C
Madrid

El Retiro, mucho más que un parque

En el corazón de Madrid se encuentra el parque de El Retiro. Es el gran pulmón verde del centro de la ciudad con sus 125 Hectáreas y más de 15.000 árboles. Sus orígenes se...

En el corazón de Madrid se encuentra el parque de El Retiro. Es el gran pulmón verde del centro de la ciudad con sus 125 Hectáreas y más de 15.000 árboles. Sus orígenes se remontan al siglo XVII, cuando a propuesta del Conde Duque de Olivares, Felipe IV construyó un complejo residencial para los reyes, el llamado Palacio del Buen Retiro. Este palacio fue rodeado de un conjunto de jardines y diversas construcciones, para el reposo y divertimento del rey y de la Corte, siendo estos jardines los que dan origen al actual parque del Retiro.

En sus orígenes el Retiro no era muy popular entre los madrileños puesto que las fiestas que se celebraban en sus recintos eran sólo para el disfrute de la corte, pero en 1868 pasó a formar parte del patrimonio municipal, permitiéndose el acceso libre del pueblo de Madrid y desde entonces se ha convertido en uno de los rincones más queridos por los habitantes de la villa y corte.

Los graves destrozos que sufrió durante la Guerra de la Independencia, cuando fue utilizado como fortaleza y acuartelamiento por los franceses, junto con el empuje del ensanche urbano de la ciudad de Madrid durante el siglo XIX configuraron su actual fisonomía.

- Publicidad -

Pero el Retiro es algo más que un parque, es el centro de Ocio al aire libre más importante de la ciudad y desde Madrid es Noticia queremos ayudarte a que lo conozcas.
 

El estanque

Si hay una imagen que simbolice al Retiro es su estanque. Su función original era la de servir de escenario para simulacros de batallas navales (naumaquias) y espectáculos acuáticos en los que muchas veces participaba el propio Felipe IV. En su diseño primitivo, el Estanque Grande del Retiro, pues ése es su nombre oficial, contaba en sus orillas con la presencia de seis norias que lo alimentaban de agua. Del mismo modo, en su centro existía una isleta de forma ovalada que se utilizaba tanto para pescar como para desarrollar representaciones teatrales a las que el monarca era muy aficionado.

Las dimensiones de este estanque son 280 metros de largo por 140 metros de ancho y su capacidad asciende a 55.000 metros cúbicos de agua. Su profundidad oscila entre 60 centímetros y 1,80 metros, y en sus aguas nadan varios miles de peces en su mayoría carpas.

- Publicidad -

Se puede navegar por el estanque en tranquilo paseo en el barco solar que desde hace unos años da una vuelta alrededor del mismo o alquilando una de las numerosas barcas de remos en las que jóvenes y familias disfrutan de sus aguas.

Si tienes oportunidad, las fiestas de San Isidro, el patrón de Madrid se celebran por todo lo alto y son miles los madrileños que acuden al caer la noche a ver los fuegos artificiales al ritmo de música popular con juegos de luces por todo lo alto reflejándose en las aguas del estanque; es un espectáculo que merece la pena no perderse.

 

La práctica deportiva

Desde hace ya muchos años el Retiro se ha convertido en uno de los principales centros de prácticas deportivas al aire libre en la ciudad de Madrid.

Es inicio y/o fin de muchas de las carreras populares que se celebran los fines de semana en la capital de España y lugar de entrenamiento de miles de corredores, desde las seis de la mañana en que abre sus puertas todo el año hasta que cae la noche. Existe numerosos clubs de atletismo que utilizan el parque como lugar de entrenamiento.

También encuentra aquí su lugar de práctica habitual muchas escuelas de patinaje. Muchos grupos de patinadores quedan por las tardes y los fines de semana para practicar trucos, organizar partidillos de hockey o jugar al frisbee. El paseo de coches y los alrededores de la escultura del ángel caído son lugares habituales de práctica de este deporte.

Las bicicletas también ocupan un lugar importante en el Retiro. En sus alrededores existen numerosas tiendas de alquiler de bicicletas, bicicletas de cuatro plazas y triciclos: Diverbikes, BiciRetiro, Rent and Roll, 27 Bikes

En torno al parque existen también varios puntos de recogida y retorno de bicicletas eléctricas del nuevo sistema que el Ayuntamiento ha puesto en marcha hace unos meses: BiciMAD.

Los monopatines tienen su punto de reunión en el paseo de coches, y allí los skaters intentan una y otra vez trucos y saltos.

Si la práctica de tu deporte precisa de instalaciones, también en el Retiro las puedes encontrar, puesto que en el interior del parque se encuentra el Centro Municipal Deportivo de la Chopera, que cuenta con gimnasio, pistas de pádel y tenis, y campos multiusos.

Por último, muchos son los madrileños que buscan un espacio en el Retiro para practicar su deporte favorito, y así se ven esparcidos por sus zonas verdes amplios grupos o personas solas que practican Taichí, yoga, capoeira, boxeo, boot camp, etcétera.

La cultura y el ocio

La cultura también ocupa un lugar importante en el parque, y cuatro son los edificios que se encuentran en su interior y se dedican en exclusividad a este fin.

– Palacio de Cristal y Palacio de Velázquez

El Palacio de Cristal es un edificio que data de 1887 y fue construido por el arquitecto Ricardo Velázquez Bosco como invernadero-estufa en el que se albergara una exposición de flora tropical traída para la Exposición General de Filipinas. Como complemento, también se creó el lago que está frente a su fachada. Desde 1990 es una de las sedes del Museo de Arte contemporáneo Reina Sofía y alberga exposiciones de diverso género prácticamente todo el año.

El Palacio y el estanque situado en frente son uno de los lugares preferidos por los fotógrafos por sus puestas de sol y sus amaneceres, por su estructura acristalada y luminosa, así como por la variación de su aspecto en función de la estación del año en el que nos encontramos.

Al lado del Palacio de Cristal se encuentra el Palacio de Velázquez que es la otra sede del Museo Reina Sofía en el parque del Retiro, también alberga exposiciones itinerantes de pintura y escultura prácticamente todo el año.

En el parque se encuentra también la Casa de Vacas, que es un Centro cultural que alberga exposiciones y realiza actividades a lo largo del año. Hay una sala de teatro con butacas muy cómodas donde ver obras de teatro, danza, cine, conciertos, que por lo general son gratuitas y suele haber entradas.

Puedes consultar la programación en este enlace.

En el paseo de coches es costumbre desde 1970 la famosa FERIA DEL LIBRO, entre finales de mayo y principios de junio, 15 días de bullicio constante entre casetas repletas de toda la oferta bibliográfica que puedas imaginar. Allí se dan cita numerosos escritores firmando libros junto con cuenta cuentos para los más pequeños.

Si quieres también puedes unirte a uno de los numerosos grupos que sentados en el césped analizan cuestiones teológicas, políticas o medioambientales.

– Biblioteca

En parte de las instalaciones que ocupaba la Casa de Fieras (antiguo zoológico de Madrid, iniciado en el mandato de Carlos III y ampliado en el de Fernando VII) se encuentra hoy una moderna biblioteca: La Biblioteca Pública Eugenio Trías-Casa que fue inaugurada en 2013. Consta de cerca de 4.000m2, y en ella se realizan talleres, actividades, se consultan y piden prestados libros, música y películas. En sus instalaciones un elevado número de vecinos de la zona hojean la prensa y acceden a internet. Un domingo al mes hay conciertos gratuitos bastante interesantes, a las 12 de la mañana.

Ajedrez

El ajedrez también tiene su zona destinada en el Retiro (cerca del Palacio de cristal) y allí los aficionados a este juego, junto con otros que prefieren los juegos de naipes se congregan a diario para disfrutar con quienes comparten esta afición, de innumerables partidas al aire libre.

La música

Quien visita asiduamente el Retiro en seguida lo asocia con la música en la calle. En torno al estanque numerosos grupos dan a conocer sus canciones y comparten con el público que se congrega a su alrededor la música en vivo. Los estilos que te puedes encontrar son muy variados y van desde el jazz a la música Andina, pasando por la música clásica o la de raíces étnicas. También un numeroso grupo de cantautores y solistas encuentran su espacio en las calles que llegan al estanque.

Cerca de la esquina nordeste, entrando por la calle O´Donnell se encuentra el templete de la música del parque del Retiro, este también llamado quiosco de música acoge de vez en cuando conciertos de bandas municipales, (entre otros, los domingos de julio a las 12), que interpretan sobre todo música española, de la que la gente disfruta tumbada en el césped o sentada en las sillas que se instalan para la ocasión.

Los niños

Los niños son otros de los protagonistas en el Retiro. Una de las visitas obligadas es el guiñol ambulante que, de la mano de la compañía argentina “Títeres Clavileño” representa sus funciones, ante las caras de sorpresa y alegría de los numerosos pequeños que se sientan delante del guiñol durante cada función. Fieles a una tradición de ya muchos años cada fin de semana monta su teatrillo en el paseo de coches del Retiro.

Existe también un teatro de títeres permanente que casi todos los fines de semana congrega a cientos de pequeños ante sus representaciones.

Es en este recinto donde se celebra Titirilandia los fines de semana de verano y en navidades, y lo mejor, ¡es gratis!

A lo largo del parque existen numerosas zonas de juegos (para distintas edades) y pequeños estanques y ríos en los que los pequeños se entretienen dando de comer a patos y peces (esas carpas inmensas que se pelean saltando por un trozo de pan y haciendo reír a niños y mayores.

Las esculturas y jardines

Aunque lo hemos dejado para el final, el Retiro es un parque, y como tal, uno de sus mayores atractivos son sus jardines.

Existen dos zonas que son visitas casi imprescindibles para los amantes de las flores y las plantas: Una es la Rosaleda del buen Retiro, diseñada por Cecilio Rodríguez en 1915 siguiendo la moda de la época de contar con una rosaleda en algunas de las principales ciudades europeas; la otra son los jardines que llevan su nombre, que fueron diseñados en 1940 por quien les da nombre y que compatibilizan la celebración de actos oficiales con su apertura al público (ahora ¡hasta te puedes casar!).

Son famosos los jardines de Cecilio Rodríguez también por los especiales habitantes que tienen: Los pavos reales. Especialmente en primavera, cientos de visitantes acuden a ver cómo los pavos reales intentan conquistar con gritos, bailes y exhibición de plumaje a unas pavas que aparentan indiferencia.

Desde 2005 cuenta también el Retiro con un monumento en forma de pequeño bosque. Es el denominado Bosque del Recuerdo o de los Ausentes. Es un parque construido como homenaje a las víctimas del atentado del 11-M (11 de marzo de 2004). Está formado por 170 cipreses y 22 olivos.

Respecto de las estatuas, son numerosas y se sitúan a lo largo del parque. Algunas son evidentes como la majestuosa estatua ecuestre de Alfonso XII que preside el estanque, pero lo que resulta más interesante es deambular por sus paseos e ir descubriendo el elevado número de ellas que existe, dedicadas a innumerables personajes y con distintos tamaños y formas.

Hemos dejado para finalizar este reportaje quizás uno de los elementos más singulares del Retiro, no es su estatua más impresionante, pero sí que sin duda es la que congrega a un mayor número de curiosos. Se trata de la estatua al ángel caído.

Esta estatua fue construida por el escultor Ricardo Bellver en Roma, fue galardonada con la medalla de primera clase en la Exposición Nacional de 1878 y fue situada en su emplazamiento actual en 1885.

Muchos madrileños se opusieron a esta iniciativa, pero el Duque de Fernán Núñez que era el propulsor de esta idea, donó una importante cantidad de dinero para que se pusiera en su actual emplazamiento. Desde ese momento se ha convertido en una de las estatuas más visitadas del parque. En ella se puede apreciar un bello ángel con la boca abierta de espanto, viendo como es expulsado del cielo, y arrastrado por unas terribles serpientes, enroscándosele en el cuerpo. Las horrorosas gárgolas le esperan con sus espeluznantes rostros abajo para atraparle. Quién sabe si ese sea el motivo por el que la señal de los móviles es inexistente en esa zona, rodeándonos de ese halo trágico y penitente.

Quizás fruto de la casualidad, quizás no, el hecho es que esta estatua se encuentra a 666 metros sobre el nivel del mar, un dato sobre el que reflexionar o una curiosidad a conocer.

- Publicidad -
- Publicidad -

ÚLTIMAS NOTICIAS

- Publicidad -

Hispanidad 2024: Más de 100 actividades entre el 4 y el 13 de octubre

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha presentado este miércoles Hispanidad 2024, el...

Estudios preconcepcionales, el poder del ADN en la búsqueda del embarazo

Una de las decisiones más relevantes que podemos tomar a lo largo de nuestra vida es la...

Aprobado el plan de calidad del aire que garantizará una mejora en la salud pública en Getafe

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Getafe ha aprobado inicialmente un nuevo Plan de Calidad del...

Una Fan Zone con DJ y pantalla gigante para disfrutar de la final de la Eurocopa en Galapagar

La gran final de la Eurocopa que enfrentará el próximo domingo 14 de julio a España e...

Pantalla gigante en Algete para ver la final de la Eurocopa 2024

El Ayuntamiento de Algete responde a una demanda vecinal con una pantalla de grandes dimensiones en el...

Madrid ya es una de las 20 ciudades más influyentes del mundo

Si preguntamos a cualquier persona que se haya pasado recientemente por Madrid, seguramete estará de acuerdo con...