La concejalía de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Boadilla del Monte ha organizado una Escuela de Padres con el fin de dotar de herramientas y recursos a los padres de menores con discapacidad del Centro de Atención Temprana y Postemprana Carolina Juzdado.

«La Escuela de Padres tiene como objetivo orientar y asesorar a las familias para que puedan abordar más adecuadamente los retos y dificultades que surgirán en el proceso de crecimiento de sus hijos», informa el Ayuntamiento en un comunicado.



Esta iniciativa se pone en marcha bajo la premisa «ser padre siempre es difícil y serlo de un niño con discapacidad puede resultar mucho más complejo».

Según el Gobierno local, durante las dos primeras sesiones de la Escuela se han abordado cuestiones como el apoyo conductual positivo a los menores y la educación afectivo-emocional-sexual orientada a ayudar a los menores a relacionarse con los demás.




Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here