La fresa además de deliciosa es una fruta llena de antioxidantes y vitaminas, sus beneficios en el organismo son múltiples, pero quizá el menos conocido es su poder curativo en casos de cáncer de mama.

Recientemente se ha llevado a cabo un estudio realizado con ratones en los que se demuestra que la fresa puede ser un antídoto natural contra el cáncer de mama, concretamente es su extracto el que es altamente poderoso contra esta terrible enfermedad que ataca a miles de mujeres al año.



El experimento realizado por investigadores europeos y latinoamericanos consistía en inocular en ratones hembra, divididas en dos grupos a las cuales se les sometía a distintas dietas, una de ellas basada en fresas, células de cáncer de mama cultivas en laboratorio, células de la línea tumoral A17 las cuales se caracterizan por ser muy agresivas e invasivas, para luego ser tratadas con extracto de fresa de la variedad Alba (entre 0,5 y 5 mg/ml) durante 24, 48 y 72 horas, el seguimiento de los tumores se monitorizó dos veces por semana mediante palpación, transcurridas 5 semanas se procedió a la extracción de la masa tumoral y a la evaluación de su peso y volumen. El resultado fue que este antídoto natural es capaz de inhibir la proliferación y migración de estas células cancerígenas, así como también es capaz de disminuir la expresión de varios genes implicados en los procesos de invasión y metástasis, como Csf1, Mcam, Nr4A3 y Set, al mismo tiempo que estimula la expresión del gen Htatip2 (supresor de metástasis al ganglio linfático en pacientes diagnosticadas con cáncer de mama). Sin embargo existe un factor clave a tomar en cuenta, los resultados podría cambiar si se realiza el experimento con humanos pudiendo no ser tan satisfactorios.

Anteriormente se habían estudiado los beneficios de la fresa en el cuerpo humano, uno de los resultados determinó que es cierto que el consumo diario de 500 gramos de fresa, es decir, entre 10 y 15 unidades, aporta beneficios antioxidantes, antiinflamatorios y reduce los niveles de colesterol en sangre. La revista Scientific Reports no descarta que los resultados obtenidos con ratones hembra puedan trasladarse a mujeres en cuanto a la prevención y tratamiento del cáncer de mama.




Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here