La presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes, ha pedido este jueves a la patrona de Madrid, la Virgen de la Almudena, “unidad concordia y sentido común” con Cataluña como telón de fondo.

A su llegada a la misa por la Virgen de la Almudena, en la Plaza Mayor, la presidenta ha explicado a la prensa que todos los años pide empleo pero en esta ocasión, “por las circunstancias especiales que se viven en España”, debe pedir “unidad de todos los españoles”. “Unidos somos más fuertes”, ha defendido.

También pide concordia para recuperar entre todos sentido común para que “en Cataluña y en España las cosas vuelvan a funcionar”. Además ha pedido “unidad entre todos para salir adelante para que en Cataluña se vuelva a recuperar el empleo y se cierre la brecha social creada”.

A la Misa, a la que ha asistido portando la Medalla de Honor de la Cofradía de la Real e Ilustre Esclavitud y Santo Rosario de Santa María la Real de la Almudena que le fue impuesta en septiembre de 2015 por el arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, Cifuentes ha acudido acompañada por los consejeros de Transportes, Vivienda e Infraestructuras, Rosalía Gonzalo, y de Cultura, Turismo y Deportes, Jaime de los Santos.

CARMENA LLAMA A LA “FRATERNIDAD UNIVERSAL”

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha llamado a la “fraternidad universal” y al compromiso con el reconomiento al que piensa de oto modo para evitar el “encasillamiento que excluye y que puede llevar a la fractura social”.

Lo ha defendido en la renovación del Voto de la Ciudad a la patrona de Madrid, la Virgen de la Almudena, en la misa celebrada en la Plaza Mayor. La alcaldesa ha descrito la situación actual de “momentos convulsos” que requieren que se eleve la mirada y se acogan aportaciones como las del Papa Francisco, que este año ha defendido una serie de reflexiones en torno a la esperanza.

Carmena ha expresado con este Voto, tanto para creyentes como no creyentes, “la esperanza y el compromiso de acoger al que piensa de otro modo”, que merece todo el reconocimiento. Se trata de “mirar con ojos de hermano y conciudadano a todos los hombres y mujeres” desde el punto de vista de la fraternidad universal.

Esa esperanza y compromiso se debe materializar en la “cultura del encuentro y de la paz para evitar encasillamientos que excluyen y que pueden llevar a la fractura social. La alcaldesa ha declarado que cuando la Iglesia se define como católica pone en el centro la universalidad, esto es, que “todas las personas sean bienvenidas, independientemente del origen, de las opiniones y de la forma de entender la ciudad”.

Manuela Carmena ha llamado a que Madrid siga siendo una ciudad de acogida para todos los que buscan “refugio y protección, a los que piensan de una manera distinta”, que se siga defendido el medio ambiente y a los más vulnerables dentro de una “convivencia en paz”. Su Voto a la patrona de Madrid ha acabado con abucheos por parte de los manifestantes de Europa Laica, situados en uno de los laterales de la Plaza Mayor.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *