Tiempo de lectura 2 minutos

El 2,5 por ciento de alumnos escolarizados en la Comunidad de Madrid tienen perfil de Altas Capacidades tras la intervención en los centros durante los últimos 12 años, ratio que supera el baremo que establece la OMS (2,3%).

Según el Balance del Programa de altas capacidades y diferenciación curricular y presentación de nuevos materiales de enriquecimiento educativo, de los 7.500 alumnos que se han beneficiado de este Programa integral, un total de 3.700 realizaron además pruebas de predetección.

Los 650 profesores del Programa han recibido también formación específica por parte de expertos en las características de estos alumnos y metodologías de diferenciación curricular que les ayudan a identificar a los posibles alumnos con altas capacidades, conocer y atender sus necesidades, así como a estimular su integración en las aulas utilizando estrategias de aprendizaje cooperativo.

Este Programa específico se desarrolla desde el curso 2003-2004 y desde 2006-2007 por el convenio de colaboración establecido entonces y que sigue vigente en la actualidad, entre la Consejería de Educación e Investigación de la Comunidad de Madrid y la Fundación Pryconsa.

Dicho convenio tiene como finalidad que todos los niños con altas capacidades escolarizados en centros públicos de la Comunidad de Madrid encuentren, en el contexto escolar ordinario, las medidas educativas o curriculares adecuadas a sus necesidades, alcanzando el máximo desarrollo de su potencial intelectual, su bienestar personal y su integración social.

A lo largo de estos años este Programa se ha ido adecuando para atender las necesidades detectadas. Entre sus objetivos destacan sensibilizar al profesorado y a las familias sobre las necesidades educativas específicas de los alumnos con altas capacidades intelectuales, favorecer la detección e identificación de los alumnos con altas capacidades intelectuales, formar al profesorado en la atención educativa a estos alumnos dentro del contexto ordinario, elaborar y difundir materiales que faciliten la atención educativa a los alumnos con altas capacidades en su contexto escolar, y aplicar estrategias metodológicas adecuadas a la diversidad dentro del aula.

Los nuevos materiales que se presentan ahora y que en breve cubrirán toda la educación obligatoria, pretenden poner a disposición de los profesores propuestas que faciliten atender esta diversidad con el objetivo de que todos los alumnos, incluyendo los de altas capacidades, puedan desarrollar plenamente sus habilidades.

Las propuestas abarcan cuatro áreas troncales: Ciencias de la Naturaleza, Ciencias Sociales, Lengua Castellana y Literatura, y Matemáticas; y están dirigidas por franjas educativas a alumnos desde primero a sexto de Educación Primaria, con la particularidad de que presentan un hilo conductor común que las relaciona con todas las áreas que establece el currículo, proporcionan oportunidades para que los alumnos investiguen, manipulen, aporten explicaciones e interacciones en grupo, desarrollen su personalidad, potencien su autonomía y compartan sus experiencias, ideas, opiniones y puntos de vista.

Las pruebas de predetección y posterior confirmación de las altas capacidades son de “suma importancia” por la dificultad que existe a la hora de identificar a estos alumnos, ya que las altas capacidades no siempre implican éxito académico y pueden estar presentes en alumnos con fracaso escolar, en los que presentan conductas problemáticas o que adoptan actitudes de aislamiento.

También son compatibles con casos de hiperactividad y, con frecuencia, la alta capacidad queda oculta y enmascarada por situaciones sociales desfavorecidas. Además, la variable de género juega “un papel importante”, siendo muy frecuente que niñas y adolescentes con alta capacidad eviten destacar y llamar la atención con el fin de pasar desapercibidas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *