/ 6 mayo 2021

Madrid es la región de España donde más coches son robados, el 34% del total

Madrid es la región de España donde más coches son robados, el 34% del total

La Comunidad de Madrid es la región donde más coches se robaron en el año 2017, con el 34 por ciento de todos los vehículos sustraídos en todo el territorio español, según un informe elaborado por la compañía Techco Security.

Según ha informado Techco Security en un comunicado, las siguientes provincias en la lista son Barcelona (15 por ciento), Sevilla (8 por ciento) y Málaga (7 por ciento).

Al igual que en el año 2016, los vehículos de gama media continúan siendo los más sustraídos. Por modelos, el ranking lo lideran el Seat León (19 por ciento), el Seat Ibiza (15 por ciento) y el Golf (7 por ciento).

- Advertisement -

El coordinador general del SOC de Techco Security, Rafael Ruiz, ha explicado que los modelos de gama media son los más robados debido al «perfil de conductor de este tipo de vehículo y la gran demanda de estos modelos en los países de Europa del Este, donde se valora especialmente
su diseño».

En cuanto al lugar en el que se comete, según este estudio, el 90 por ciento de las sustracciones se llevan a cabo en parkings públicos, en la propia calle, y el 7 por ciento al repostar combustible y estacionar el vehículo para hacer gestiones cotidianas. Además, el 3 por ciento de los robos se produjo mediante el uso de la fuerza o la intimidación.

Los principales objetivos que persiguen los ladrones son vender el propio vehículo en otros países, usarlo en atracos u alunizajes, o desmontar el coche para vender sus piezas. El destino de estos varía en función del tipo de vehículo, y los coches robados en España suelen acabar en Europa del Este y en el Norte de África.

METODOLOGÍA PARA ROBAR LOS VEHÍCULOS

Techco Security ha señalado que los delincuentes utilizan principalmente dos métodos para abrir la puerta: un capturador o escáner de radiofrecuencia, con el que logran capturar el código de
desbloqueo de la llave del vehículo; o un rompebombines para forzar la puerta.

Para arrancar el vehículo, los ladrones suelen decantarse por la utilización de una máquina, que conectada a la toma OBD (On Board Diagnostics) del vehículo y mediante un software, permite programar una nueva llave sin codificar; o por cambiar la centralita del coche por otra «hackeada».

Para completar el robo, se suele utilizar un inhibidor de señal GSM (sistema global para las comunicaciones móviles) con el que impiden que el vehículo se comunique con la Central de Alarmas para indicar la posición del coche. En caso de no disponer de esos inhibidores, una vez robado el vehículo, los delincuentes dejan el coche aparcado durante varios días en lugares transitados hasta asegurarse de que no ha sido rastreado o localizado por las fuerzas de seguridad.

COMENTARIOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ARTÍCULOS RELACIONADOS