Tiempo de lectura 2 minutos


Llega la época de vacaciones y muchos esperan su ansiado viaje para desconectar de la rutina. Generalmente se tiende a elegir destinos similares cada año.  Sin embargo, el mundo está lleno de lugares que esconden secretos culturales o paraísos naturales.

Lonely Planet elabora varias listas con los mejores destinos de cada año. En este caso proponen 40 destinos en 4 listas para 2018. Hemos recopilado algunos de ellos que seguramente te sorprenderán y puede que te den una idea para tus vacaciones.

Chile: un país de contrastes, aislado del resto de Sudamérica por unas fronteras naturales inigualables: la cordillera montañosa de Los Andes, el desierto de Atacama, la Patagonia y el Océano Pacífico. Aúna tradición y modernidad, un país muy desconocido para muchos que esconde grandes tesoros. Además, este año celebra 200 años de independencia.

Detroit (Estados Unidos): la ciudad comienza a recuperarse de la enorme decadencia de los últimos años. Se ha transformado en una nueva Detroit llena de ideas y libertad para volver a empezar. El cambio comenzó cuando algunos jóvenes emprendedores restauraron edificios abandonados y abrieron en ellos destilerías o tiendas de bicicletas. Hoy la ciudad tiene mucha vida y se están llevando a cabo grandes obras para mejorar sus infraestructuras y servicios.

Alpes Julianos (Eslovenia): el lugar perfecto para los amantes de la naturaleza. Los Alpes Julianos parecen sacados de un cuento. Una región parecida a Chamonix Mont Blanc en Francia, pero con mucha menos afluencia de turistas. Aquí se combinan rutas de senderismo y escalada con lujosos alojamientos. Eslovenia en general es un país de cuento, por lo que merece la pena visitar también alguna de sus ciudades principales, como Liubliana, la capital.

Islas Eolias (Italia): ¿Imaginas una isla del Mediterráneo con poca afluencia de turistas y sin pagar precios disparatados? En el sur de Italia hay 7. Las Islas Eolias lo tienen todo: preciosos paisajes marinos, laderas volcánicas, senderos interminables en plena naturaleza y pocos turistas. Pero poco a poco se van descubriendo y Lonely Planet avisa de que este puede ser su último año de tranquilidad.

Tallín (Estonia): el destino mejor valorado por Lonely Planet de 2018. La capital de Estonia es pequeña pero moderna y a la vez cargada de tradición. Cuenta con hoteles y alojamientos muy económicos. Una ciudad perfecta para comer en la calle en sus food trucks y disfrutar las vistas al Mar Báltico y de muchas visitas gratuitas.

Essaouira (Marruecos): hay vida más allá de Marrakech en Marruecos. Essaouira es una ciudad menos conocida, pero toda una experiencia para los sentidos. Callejuelas estrechas, la medina dentro de la ciudad amurallada, productos tradicionales y mucho más. Además, tiene playa y la brisa hace de ella una de las mejores para hacer kitesurf. La comida y los riads son muy económicos.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *