Tiempo de lectura 2 minutos


Las administraciones públicas (Estado, Comunidad de Madrid y Ayuntamiento) podrían obtener casi 3.800 millones de euros (concretamente 3.792) a través de los ingresos fiscales derivados del proyecto urbanístico Madrid Nuevo Norte.

Así se recoge en los informes municipales y de otros elaborados por terceros, estimaciones que no son vinculantes y que se han incluido en la memoria del expediente de la reforma urbanística, consultado por Europa Press, y que está en trámite de información pública tras la aprobación inicial del proyecto.

En concreto, los documentos arrojan que el Consistorio obtendría unos 1.515 millones de euros mediante ingresos por tributos como el IBI (Impuesto sobre Bienes Inmuebles), el IAE (Impuesto sobre Actividades Económicas), el ICIO (Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras) y los rendimientos de la cesión del 10 por ciento de los terrenos que obtiene el Consistorio, como establece la normativa.

La mayor vía de ingresos para el Ayuntamiento de la capital procedería del IBI, principal impuesto municipal, al estimarse la recepción de 532,2 millones a las arcas municipales.

Por su parte, la administración central alcanzaría una cantidad cercana a los 1.718 millones de euros por Impuesto sobre Sociedades (866,7 millones), IVA (514,6 millones) e IRPF (336,6 millones).

Aparte, la Comunidad de Madrid podría alcanzar ingresos fiscales valorados en 558,5 millones a través de los impuestos que gravan la adquisición de viviendas (ITP y AJD), por IRPF y por el IVA.

Mientras, estos documentos apuntan a que la inversión municipal alcanzará los 550 millones en materia de infraestructuras (307,9 millones) y equipamientos (242 millones). Aparte, el gasto de Madrid Nuevo Norte para el Consistorio llegaría a los 603,1 millones de euros en concepto de mantenimiento y despliegue de servicios públicos.

Por tanto, la reforma urbanística de Madrid Nuevo Norte (proyecto de iniciativa pública) se mueve en términos sostenibles para el Consistorio en el apartado económico, con un saldo positivo de unos 362 millones entre ingresos fiscales (1.516 millones) y gastos (1.154 millones).

INFRAESTRUCTURAS

En este ámbito urbanístico se contemplan una serie de actuaciones en infraestructuras y equipamientos relacionados con la movilidad y la dotación de servicios.

Así, se contempla un intercambiador de autobuses (a cargo de la Comunidad) por valor de 26 millones o nuevas paradas de Metro e infraestructuras del Canal de Isabel II (que asumirá la promotora Distrito Castellana Norte) por 220 millones.

Mientras, el Consistorio asumirá las actuaciones viarias como la reforma del Nudo Norte, el Nudo de Fuencarral y la cobertura Castellana-Sinesio Delgado por un importe conjunto de 308 millones de euros.

En materia de empleo, las estimaciones se basan en el informe ‘Efectos sobre la Creación de Empleo del Proyecto de Prolongación de la Castellana’ del catedrático de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM) Antonio Pulido.

Sobre la base del informe actualizado al nuevo proyecto, se calcula la creación de 118.000 nuevos puestos de trabajo durante la fase de ejecución del proyecto y de otros 130.000 empleos directos una vez que esté concluido el desarrollo.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *