Tiempo de lectura 1 minuto


Brunete rindió el pasado martes un homenaje a Niko Shera, primer español campeón del mundo de judo, al maestro Quino Ruiz por su trayectoria y a todo el Dojo Quino, club referente a nivel mundial, en un acto celebrado en el Centro Cultural Aniceto Marinas de la localidad.

En su discurso, el alcalde, Borja Gutiérrez, señaló que el club «suma pasión, esfuerzo, lucha, hermandad, compañerismo, espíritu de superación y sacrificio». Afirmó que Niko es un «ejemplo para todos» y le dio las gracias «en nombre de los vecinos de Brunete por haber llevado el nombre de nuestro pueblo tan lejos». También tuvo palabras para el maestro Quino Ruiz, una leyenda del judo español e internacional, al que agradeció que un día decidiera vivir en el municipio y fundar una escuela de judo «que fue el germen de este magnífico club».

EL PESO DE NIKO SHERA EN GARBANZOS PARA CÁRITAS

Niko Shera, que recibió una réplica de la placa con su nombre que se dará a una calle de Brunete, recordó el 24 de septiembre, día en que se proclamó campeón del mundo, como el mejor de su vida. 

En el acto, se reconoció también la trayectoria de Fran Garrigós, Tomás Morales, Sara Rodríguez y Laura Martínez, reciente bronce junior en el Campeonato del Mundo celebrado en Nassau (Bahamas), por su participación en el Mundial de Bakú y por todos sus éxitos.

Finalmente, se hizo entrega a Cáritas Brunete del equivalente del peso de Niko Shera en garbanzos de La Garbancera Madrileña, autóctonos, como muestra de solidaridad y generosidad, valores que van ligados al deporte. 


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *