Tiempo de lectura 1 minuto

Los parterres de la plaza de Oriente, frente al Teatro Real, lucen por primera vez césped artificial para mostrarse verdes durante todo el invierno, una alternativa a las flores de temporada o praderas naturales instaladas otros años y que se estropeaban por la falta de luz natural en la zona, aunque en primavera se instalarán flores de temporada.

Según ha informado el Ayuntamiento de Madrid en un comunicado, la Plaza de Oriente es un espacio urbano de “gran relevancia” y necesitaba “una solución” para que “los parterres estuvieran todo el año en buen estado”.

Por ello, la Dirección General de Gestión del Agua y Zonas Verdes ha optado por el césped artificial en los meses fríos y la vegetación natural el resto del año. En primavera se volverán a plantar las flores y macizos de temporada, especialmente geranios, que tanto sorprenden a los visitantes a la ciudad.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *