Tiempo de lectura 1 minuto


El sarampión es una enfermedad que muchos de nosotros experimentamos una vez para luego olvidarnos de ella, pero que puede tener consecuencias muy graves: por ejemplo, la Organización Mundial de la Salud calcula que 72 niños y adultos han muerto en Europa por culpa de este mal durante el último año. Este preocupante descubrimiento es solo la punta del iceberg, ya que el dato de infectados también ha aumentado de manera drástica.

ENFERMEDAD Y TRATAMIENTO

El número de infectados en 2018 no solo ha triplicado el del año anterior, según las estimaciones de esta organización, ha sido 15 veces mayor que el de 2016. En total, los países afectados han sido 47 de 53, con un total de 82.596 afectados por el virus. 

Sin embargo, aunque pudiera parecer lo contrario, el número de niños europeos que han recibido las dos dosis de vacunación contra esta enfermedad ha sido más alto que nunca. Este porcentaje llega a un 90%, y no se ha visto un nivel similar desde que se empezó a recopilar datos en el año 2000.

¿POR QUÉ ESTE AUMENTO?

El 61% de los casos de sarampión requirieron asistencia hospitalaria por las complicaciones, pero el número de vacunados únicamente en la primera dosis también aumentó significativamente, por lo que este aumento podría tener otras causas, de la que la OMS advierte. Esta organización hace notar que, si bien se han alcanzado importantes progresos a nivel europeo y nacional, existen desigualdades en el tratamiento de esta enfermedad que suelen pasar desapercibidas a no ser que se produzcan brotes.

Esto, explican, ha llevado a que gran parte de la población esté desprotegida frente a virus como este, que normalmente no tienen consecuencias tan negativas. Aunque el tratamiento haya mejorado, estos datos demuestran una brecha que hace que los afectados sean cada vez más susceptibles a la enfermedad.





Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *