/ 21 abril 2021

Origen y tradiciones de las fiestas de San Isidro

Origen y tradiciones de las fiestas de San Isidro

Madrid se llena de celebraciones esta semana y hasta el 15 de mayo con las fiestas de San Isidro. La famosa fiesta patronal madrileña, San Isidro Labrador, convierte a los madrileños y quien quiera sumarse en chulapos y chulapas.

Alegría, emoción, fiesta, música, comida y mucho más llenan las calles de la capital por su santo patrón. Este año las fiestas de San Isidro dura cinco días. Comienza el 10 de mayo y finalizará el 15 de mayo, que es el núcleo de la festividad en madrid.

En casi todos los barrios de la capital habrá algún actividad y espectáculo en honor del patrón y su festividad. Así pues, surgen varias preguntas sobre las fiestas de San Isidro.

¿QUIÉN ERA ISIDRO?

Isidro, a quien se rinde homenaje en estas fiestas, fue un labrador pobre. Trabajaba como jornalero arando las tierra de otros. Nació a principios del siglo IX en Madrid y murió también en Madrid. A parte de labrador, fue también pocero, sobre lo que se le atribuyen varios milagros, ya que al parecer podía hacer que surgiera agua.

- Advertisement -

En concreto se le han atribuido más de 430 milagros, con lo que es uno de los santos con más milagros ya sean póstumos o no. Algunos de los más famosos son el Milagro del pozo y Milagro de las aguas y los manantiales.

El milagro del Pozo hace referencia a cuando su hijo cayó a un pozo y se estaba ahogando. Isidro junto a su mujer rezaron a Dios para que salvara a su hijo. Las aguas subieron al niño quien salió del pozo sano y salvo.

Asimismo, el milagro de las aguas y los manantiales cuenta que su señor fue a pedir agua a Isidro mientras este araba la tierra. No obstante, el agua se le había acabado. Al ver esto, Isidro cogió su bastón y golpeó el suelo, al tiempo que decía: ‘cuando Dios quería, agua aquí había’. Tras ello, brotó agua del suelo. De esta manera, el santo Isidro está ligado con los milagros y el agua.

¿POR QUÉ EL 15 DE MAYO?

Después del Concilio de Trento, el entonces Papa Paulo V revisó las costumbres de la Iglesia. Es cuando decide beatificar a San Isidro en 1619 por sus numerosos milagros. Así pues, decretó que la fecha de su festividad fuera el 15 de mayo.

Posteriormente en 1622 Gregorio XV canonizó a San Isidro. De este modo, Madrid celebra fundamentalmente el 15 de mayo, aunque se ha extendido las festividades a unos cuatro o cinco días, la fiesta de su patrón, San Isidro.

TRADICIONES ALREDEROR DE LAS FIESTAS DE SAN ISIDRO

PRADERA Y ERAMITA DE SAN ISIDRO

La pradera de San Isidro es un centro neurálgico de las tradiciones de las Fiestas San Isidro. Allí se concentran multitudes que suelen acudir a la pradera a merendar y disfrutar de la tarde. Así ocurre al igual como inmortalizó esta tradición Francisco de Goya en 1788 en su cuadro ‘La pradera de San Isidro’.

En esta pradera se encuentra también la ermita de San Isidro. Según la leyenda, donde está construida el edificio religioso fue el mismo lugar donde Isidro hizo brotar un manantial de agua golpeando una roca con su vara. Hoy en día siguen tengo a beber el agua que sale de su fuente, sobre todo el 15 de mayo.

Al respecto, se dice que cuando el emperador Carlos V y Felipe II padecieron unas terribles fiebres, se curaron tras beber esta milagrosa agua. Y es que en dicha fuente se puede leer lo siguiente:

O ahijada tan divina como el milagro enseña

pues sacas agua de peña, milagrosa y cristalina,

el labio al raudal inclina y bebe de su dulzura.

Que San Isidro asegura que si con fe bebieres

Y calentura trajeres volverás sin calentura’.

COMER ROSQUILLAS

La comida siempre es un aspecto importante de la historia y la tradición de las festividades. En este caso, no iba a ser menos y las rosquillas son las protagonistas. Los golosos y los menos pueden disfrutar de este género en una época ideal para ello. Hay diferentes tipos de rosquellas: lisas, tontas, francesas y de Santa Clara.

La tradición de preparar rosquillas, según dice la tradición, viene de una tía Javiera quien puso de moda los dulces en la pradera madrileña. Tal su fama llegó a ser que otros artesanos afirmaban ser parientes de Javiera. Tantos se sumaron a este carro para vender sus productos que surgió la canción: ‘De pronto no habrá, ni cachipé, en madrid duque ni hortera que con la tía Javiera emparentado no esté’.

MUCHA MÚSICA Y BAILE: VERBENAS Y CHOTIS

Por último, no nos podríamos olvidar lo que toda digna fiesta tiene que tener mucha música y mucho baila y a las de San Isidro no le falta ni lo uno ni lo otro. Las verbenas son algunas de las actuaciones que puedes disfrutar durante estos días de fiestas y que son ya costumbre. Aunque también podrás encontrar romerías y diversas actuaciones musicales que llenan de sonido las calles madrileñas.

No obstante, el absoluto protagonista de la tradición madrileña en estas fiestas de San Isidro son el chotis. Es el baile regional de Madrid que suele tener lugar en la Plaza Mayor con bailarines vestidos de chulapos y chulapas.

Todo ello, la comida, el baile, la música, la ermita y la pradera son parte imprescindible de las fiestas de San Isidro. Unas festividades famosas a nivel nacional y que dan un toque más festivo a la capital durante unos días.

COMENTARIOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ARTÍCULOS RELACIONADOS