Tiempo de lectura 1 minuto


Los semáforos de la A-5 -tramo entre el kilómetro 7.000 y 5.700 sentido entrada a Madrid- dejarán de funcionar desde este miércoles. Los conductores se los encontrarán en «ámbar permanente». Ya no se pondrán en rojo. José Luis Martínez-Almeida cumple como alcalde una de las primeras promesas de la campaña electoral.

Se han modificado algunas señalizaciones. El ceda el paso del acceso desde la calle de la Carlina se ha convertido en un ‘stop’ y se ha eliminado la línea continua en el carril bus para poder acceder a la vía.

El Delegado de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Borja Carabante, ha asegurado que este miércoles, «en torno a las 11 de la mañana» los semáforos de la A-5 estarán durante algún tiempo en ámbar por la modificación de la señalización vertical y horizontal para que no se vea afectada la seguridad.

Sobre los radares, el concejal ha confirmado que «se pidió un informe técnico para saber qué medidas hay que tomar para la seguridad vial y la recomendación ha sido mantener el radar por condiciones de seguridad y volver a restablecer la velocidad de 70km/h para que la señalización sea homogénea en todo el tramo».

EL ‘MADRID RÍO’ DE LA A-5

El Plan del Gobierno de PP y Ciudadanos, incluido en el pacto, es soterrar la vía para replicar una zona verde como la del soterramiento de la M-30 en Madrid Río.

Carabante ha recordado que el soterramiento de la A-5 es un proyecto de amplísima envergadura y, por tanto, requiere hacer los proyectos con tiempo: «A lo largo del año que viene vamos a redactar los proyectos para poder iniciar a finales del año que viene o principios de 2021 esa obra».


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *