Tiempo de lectura 1 minuto


El Ayuntamiento de Madrid ha aprobado este jueves un gasto plurianual de 8.215.453 euros para confinar al máximo posible las instalaciones del vertedero de Valdemingómez y tratar el aire de su interior con los más modernos filtros para reducir la emisión de malos olores.

Este gasto se destinará de 2019 a 2025 a la adjudicación del contrato de mantenimiento y obra de mejora de los sistemas de desodorización de la plantas de biometanización y tratamiento de biogás.

Esta licitación forma parte de dos concursos que afectan a tres de las siete instalaciones del Parque Tecnológico de Valdemingómez: el primero, a la planta de biometanización, y el segundo, a las plantas de Las Dehesas y de La Paloma (en fase de licitación).

Las obras consisten en confinar al máximo posible las instalaciones y en tratar el aire de su interior con los más modernos filtros de aire para reducir su impacto.

Entre junio de 2015 y mayo de 2017 se realizó un macro estudio olfatométrico por parte de la empresa Odournet sobre las emisiones e impacto de malos olores en las áreas próximas.

Este análisis se gestó en un acuerdo del Ayuntamiento con la Junta de Compensación de Valdecarros.

El estudio aportó un diagnóstico sobre el alcance de este asunto y propuso medidas correctoras para reducir este impacto.

Con esa base y con el concurso de la ingeniería Vielca se desarrollaron anteproyectos y los pliegos de los correspondientes concursos para la ejecución de las medidas preventivas y de reducción de los malos olores.

Las plantas de biometanización tratan la fracción orgánica de los residuos urbanos a los que se somete a un proceso de fermentación en ausencia de oxígeno (anaerobiosis). Como consecuencia de ello se obtiene biogás (metano y CO2 básicamente).

Este biogás se somete a operaciones de lavado y concentración hasta obtener un gas de similares características y calidad que el gas natural (biometano). Esta operación y su inyección en la red de alta distribución se realizan en la Planta de Tratamiento de Biogás.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *