-Publicidad-

La «elevada actividad» de Dominican Don’t Play, seguidos de Trinitarios y Ñetas, sostiene el repunte que desde hace cuatro años experimenta la delincuencia de las bandas latinas en la Comunidad de Madrid que culminó 2018 con un homicidio, nueve tentativas y 65 detenidos tras cometer 33 acciones criminales.

Son datos que recoge la Memoria de la Fiscalía de la Comunidad de Madrid que alerta otro año más de la «reactivación de la actividad criminal de estos grupos», que se inició en 2015 cuando llevaban casi una década con una tendencia a la baja.

-Publicidad-

En 2018 hubo un aumento de la delincuencia de las bandas latinas que ejecutaron 33 acciones criminales, dos más que en 2017, pero cuya gravedad se mantiene en los mismos parámetros con un homicidio consumado y nueve en grado de tentativa, frente a los 2 consumados de 2017 y 5 en tentativa.

La Fiscalía atribuye fundamentalmente este aumento a la «elevada actividad» de «Dominican Don’t Play», que está detrás de la mayoría de los intentos de homicidio y autora de la única muerte.

Pero además lidera todas las estadísticas criminales de la región en amenazas, tenencia de armas, robos y lesiones lo que explica que de las 65 detenciones de miembros de bandas latinas en 2018, 36 estuvieran enrolados en «Dominican Don’t Play».

Ahora bien, la Fiscalía precisa que desde que se disparara la actividad de las bandas latinas en 2015, los arrestos continúan a la baja, así como las prisiones provisionales dictadas, 17 frente a las 20 del pasado año.

En cuanto a grupos, la que antaño fuera la principal banda latina que introdujo este fenómeno de nuevo cuño en Madrid, los Latin King, están a la cola en cuanto a acciones imputables a su miembros.

Solo seis detenidos, la mitad que los Ñeta y Trinitarios, aunque muy lejos de los Dominican, la banda latina más activa de Madrid.

-Publicidad-

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here