Foto: © EFE/Rodrigo Jiménez
<b>Tiempo de lectura</b> < 1 minuto


La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha pedido a la Delegación del Gobierno que «extreme las autorizaciones» a convocatorias similares a la que este sábado concluyó con altercados que dejaron 26 heridos, diez de ellos policías, tras una marcha para pedir «la amnistía de todos los presos políticos».

La presidenta madrileña ha solicitado una reunión «urgente» con la Delegación del Gobierno para conocer los criterios y motivos con los que se autorizó esa concentración.

Díaz Ayuso, que ha trasladado su apoyo y reconocimiento a los policías heridos en los altercados, ha añadido que también pedirá al Gobierno de Pedro Sánchez que «extreme las autorizaciones» ante convocatorias similares, sea cual sea su tinte político o naturaleza: «En Madrid no vamos a permitir dejación de funciones por parte del Gobierno de España, también en esta materia».

Díaz Ayuso quiere saber «por qué» la manifestación del sábado en Madrid fue autorizada, «quién está detrás» de la misma y «si es cierto que la Delegación se esforzó e hizo las cosas correctamente y conocía cómo hay que hacerlas».

ALMEIDA: «AQUÍ NO CABEN INDESEABLES»

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha subrayado este domingo que en Madrid «no caben indeseables que quieran destruir nuestra convivencia», a diferencia según el regidor de «otros lugares de España», donde a su juicio hay «comprensión cuando no se alientan» disturbios como los vividos anoche en la capital.

El primer edil de la capital ha acusado al Gobierno en funciones de Pedro Sánchez de haber dejado «demasiado tiempo pasar» y dejar que los disturbios fuesen «mucho más allá» -«no digo que de manera deliberada», ha matizado- por no «aceptar la realidad».

Y es que según Martínez-Almeida el Ejecutivo en funciones se mueve en función de objetivos electorales y no de interés general.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *