Tiempo de lectura 3 minutos


El hasta ahora secretario general de Podemos Comunidad de Madrid y portavoz del partido en el Senado, Ramón Espinar, ha dejado sus cargos orgánicos e institucionales (escaño en el Senado y la Asamblea de Madrid) tras sentirse “ninguneado” por la dirección nacional y apostar claramente por una solución negociada con Íñigo Errejón para evitar una lista alternativa en Madrid, algo con lo que ha confrontado con la cúpula estatal de Podemos.

Según han indicado a Europa Press diversas fuentes de la formación ‘morada’, la dimisión se ha producido después de una reunión mantenida este mismo viernes entre Espinar y miembros de la dirección nacional. Allí han expuesto sus diferentes puntos de vista tanto en el conflicto generado por Errejón como en otras últimas decisiones del partido. La dirección nacional no confirma esta cita.

No obstante, las discrepancias eran desconocidas por los medios aunque no son nuevas, ya que el enfriamiento de las relaciones entre el hasta ahora secretario regional y el nacional lleva varios meses, han insistido diversas fuentes. “Pablo Iglesias siempre se hace fotos con la gente más afín y últimamente no hemos visto ninguna con Espinar y eso dice mucho”, indican.

“Ramón no se llevaba bien desde hace tiempo con la dirección nacional porque últimamente no le tenían en cuenta, no apostaban por sus ideas y le ninguneaban”, ha señalado la misma fuente, al tiempo que otras apuntan que “ha tragado mucho”. No obstante, la gota que ha colmado el vaso ha sido el conflicto de Errejón, en el que la dirección nacional “ha cogido el toro por los cuernos” y apenas ha contado con la dirección regional.

El todavía exdiputado autonómico ha estado ausente en los últimos días en los medios de comunicación, a pesar de que se ha requerido insistentemente su presencia o sus declaraciones por la crisis generada por Errejón. De hecho, este jueves acudió tanto a la Asamblea de Madrid como al Senado, donde intervino, pero rehusó dar declaraciones a los periodistas.

En las dos cámaras legislativas comentó a sus más allegados que “estaba cada día más apartado” y que “ya estaba cansado de esta situación” porque “todo tiene un límite” y “se le había acabado la paciencia”. Así las cosas, creen que este jueves ya tenía la decisión tomada y tras la reunión con la dirección la ha formalizado, mandando la misma carta que ha publicado en redes sociales y enviado a sus grupos de Telegram, entre ellos el del Consejo Ciudadano Autonómico, que ha abandonado automáticamente después.

El máximo órgano regional del partido no se reunía como tal físicamente desde el 19 de marzo, aunque sí ha habido algún encuentro con secretarios municipales y concejales. De hecho, las votaciones se desarrollaban vía Telegram, a pesar de que Espinar contaba con mayoría absoluta en el Consejo.

Fuentes errejonistas, a las que les ha pillado por sorpresa la renuncia, comparten la misma idea sobre la salida de Espinar y aseguran, consultadas por Europa Press, que todo se enmarca en las consecuencias de “un proyecto que se hunde”, en alusión al encabezado por Pablo Iglesias.

La dimisión de Espinar coincide en el tiempo con la reunión de una decena de secretarios regionales de Podemos en Toledo, a instancias del líder castellano-manchego, José García Molina, un ‘pablista’ como era Espinar. El encuentro, que por primera vez no ha sido convocado a instancias de la dirección nacional, quería hablar y profundizar sobre la situación de crisis del partido y de una posible negociación con Errejón, ha apuntado un miembro del partido.

ESPINAR: “NO SE DAN LAS CONDICIONES PARA LLEVAR EL PROYECTO”

“En la situación actual no se dan las condiciones para llevar el proyecto de Podemos en Madrid hacia donde creo que debe dirigirse”, ha señalado en un escrito en las redes sociales, donde comienza explicando su decisión señalando que “participar en un proyecto político implica compartir valores, ideas y ponerlas en marcha”.

Esta salida se produce una semana después de que Iñigo Errejón anunciara que se presentaba como candidato a presidir la Comunidad de Madrid por la Plataforma Más Madrid, la misma que la de la alcaldesa de la capital, Manuela Carmena, abriendo una crisis en Podemos, que también se ha llevado el escaño del propio Errejón, que dejaba el Congreso de los Diputados a principios de esta semana.

En el escrito, donde da “muchas gracias por todo”, continúa Espinar señalando que liderar un proyecto político “es un ejercicio de responsabilidad que implica proponer el rumbo y dirigir el esfuerzo colectivo”.

“En la situación actual, no se dan las condiciones para llevar el proyecto de Podemos en Madrid hacia donde creo que debe dirigirse. En esas circunstancias, dejar paso es la decisión más responsable y que creo, en conciencia, debo tomar”, ha indicado Espinar, casi desaparecido durante esta semana.

Espinar asegura que seguirá participando en política, militando en Podemos y “a disposición de todos los compañeros y compañeras” que le han “enseñado en estos años tantas cosas”. “Existimos porque España necesita un proyecto de futuro para todos y eso no termina con uno u otro dirigente al frente”, entiende.

En su opinión, la responsabilidad de “reconstruir una alternativa que responda a ese reto sigue siendo de todos y todas”. “Ojalá quienes siguen en tareas de dirección sean capaces”, añade Espinar, quien se marcha “agradecido al trabajo de quienes han compartido” con él tareas tanto en el Parlamento madrileño como en el Senado.

“He aprendido mucho del coraje y talento de esos hombres y mujeres. Para los y las militantes guardo la declaración de lealtad y ternura que encierra la palabra compañero”, concluye Espinar.

MONEDERO DA LAS GRACIAS A ESPINAR

El exdirigente de Podemos y uno de los fundadores del partido morado Juan Carlos Monedero ha relacionado la dimisión de Ramón Espinar con la crisis abierta por Íñigo Errejón al aliarse con la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, y crear una plataforma para concurrir a las elecciones autonómicas de mayo. “Alguno tendrá que dar cuenta del roto que ha hecho”, ha avisado.

Monedero da la “gracias” a Espinar en Twitter y carga contra Errejón: “No sé si le compensará a Errejón que en el momento en que debiéramos estar defendiendo a los trabajadores y trabajadoras haya roto tanta alegría. Ningún interés personal debiera primar. Otros tendrán que explicar por qué, otra vez, dividen”, aduce.

“En Podemos, dije, aguantamos el tirón porque no teníamos hijos. Era una metáfora del precio que pagamos. Demasiados ataques y difamaciones. Aguantamos porque los compas nos cuidan. La división nos agota. Gracias, Ramón Espinar”, concluye el cofundador de Podemos, que dejó la dirección del partido morado tras conocerse sus problemas con Hacienda.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *