/ 21 febrero 2024

El 60% de los hosteleros madrileños prevé una buena campaña navideña

La campaña de Navidad de 2023 adelanta las reservas y, a principios de noviembre, ya cuesta encontrar sitio en algunos restaurantes para la comida o cena de Navidad

El 60% de los hosteleros madrileños prevé una buena campaña navideña

La campaña de Navidad de 2023 adelanta las reservas y, a principios de noviembre, ya cuesta encontrar sitio en algunos restaurantes para la comida o cena de Navidad

La campaña de Navidad de 2023 adelanta las reservas y, a principios de noviembre, ya cuesta encontrar sitio en algunos restaurantes para la comida o cena de Navidad

Si echas un vistazo al calendario verás que estamos a poco más de un mes para que empiece el carrusel de cenas y comidas navideñas. Sin embargo, aún falta menos para esos tradicionales encuentros de amigos, compañeros de trabajo… Que se suceden a lo largo de todo el mes de diciembre para despedir el año con un buen ágape.

Y los madrileños se han puesto las pilas, ya que la anticipación en las reservas para las celebraciones navideñas en la región ha generado una alta demanda, dificultando la disponibilidad en diversos establecimientos para comidas y cenas. Según el Informe de previsión de la campaña de Navidad de Hostelería Madrid, basado en encuestas a sus asociados, el 60% de los hosteleros anticipan una buena campaña navideña, mientras que un 28% la considera regular, un 8% mala y un 4% muy buena.

En comparación con el año anterior, el 48% espera que la campaña actual sea superior, proyectando un aumento de facturación del 5% al 10%. Contrariamente, un 24% prevé una disminución de ingresos del 10% al 15%, atribuyendo este declive a la menor renta disponible, el alza de precios en alimentos y la inestabilidad política.

La facturación navideña constituye entre el 15% y el 20% de los ingresos anuales en hostelería, compensando la posterior disminución del consumo en enero y febrero. Respecto a las reservas, un 36% reporta un aumento, un 32% mantiene niveles similares, y otro 32% experimenta una disminución.

Los fines de semana del 1 y 15 de diciembre son los más solicitados para celebraciones, evitando las fechas familiares directas. El incremento de precios de la alimentación ha llevado al 68% de los establecimientos a subir los precios de los menús navideños, mientras que el 32% los mantiene. La variedad de precios oscila entre 30€ y más de 75€ por comensal.

Las celebraciones abarcan encuentros familiares y empresariales, destacando las comidas/cenas de compañeros de trabajo (31,8%) y las de amigos (25%). La preocupación por las multireservas y «no-shows» lleva a algunos establecimientos a solicitar señales económicas o confirmaciones adicionales.

En una tendencia creciente, algunas familias optan por celebrar la cena de Nochevieja y la fiesta de cotillón fuera de casa para evitar la carga de trabajo asociada. El Presidente de Hostelería Madrid, José Antonio Aparicio, destaca la importancia de la Navidad como un momento de encuentro, consumo y actividad para los hosteleros.

Si echas un vistazo al calendario verás que estamos a poco más de un mes para que empiece el carrusel de cenas y comidas navideñas. Sin embargo, aún falta menos para esos tradicionales encuentros de amigos, compañeros de trabajo… Que se suceden a lo largo de todo el mes de diciembre para despedir el año con un buen ágape.

Y los madrileños se han puesto las pilas, ya que la anticipación en las reservas para las celebraciones navideñas en la región ha generado una alta demanda, dificultando la disponibilidad en diversos establecimientos para comidas y cenas. Según el Informe de previsión de la campaña de Navidad de Hostelería Madrid, basado en encuestas a sus asociados, el 60% de los hosteleros anticipan una buena campaña navideña, mientras que un 28% la considera regular, un 8% mala y un 4% muy buena.

En comparación con el año anterior, el 48% espera que la campaña actual sea superior, proyectando un aumento de facturación del 5% al 10%. Contrariamente, un 24% prevé una disminución de ingresos del 10% al 15%, atribuyendo este declive a la menor renta disponible, el alza de precios en alimentos y la inestabilidad política.

La facturación navideña constituye entre el 15% y el 20% de los ingresos anuales en hostelería, compensando la posterior disminución del consumo en enero y febrero. Respecto a las reservas, un 36% reporta un aumento, un 32% mantiene niveles similares, y otro 32% experimenta una disminución.

Los fines de semana del 1 y 15 de diciembre son los más solicitados para celebraciones, evitando las fechas familiares directas. El incremento de precios de la alimentación ha llevado al 68% de los establecimientos a subir los precios de los menús navideños, mientras que el 32% los mantiene. La variedad de precios oscila entre 30€ y más de 75€ por comensal.

Las celebraciones abarcan encuentros familiares y empresariales, destacando las comidas/cenas de compañeros de trabajo (31,8%) y las de amigos (25%). La preocupación por las multireservas y «no-shows» lleva a algunos establecimientos a solicitar señales económicas o confirmaciones adicionales.

En una tendencia creciente, algunas familias optan por celebrar la cena de Nochevieja y la fiesta de cotillón fuera de casa para evitar la carga de trabajo asociada. El Presidente de Hostelería Madrid, José Antonio Aparicio, destaca la importancia de la Navidad como un momento de encuentro, consumo y actividad para los hosteleros.

COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

AHORA EN PORTADA

REPORTAJES Y ENTREVISTAS

REPORTAJES Y ENTREVISTAS