Tiempo de lectura: 2 minutos


Los municipios de la Comunidad de Madrid celebran la Semana Santa con distintas tradiciones y actos religiosos, además de la gastronomía, que cobra protagonismo en estas fechas. Algunas de las representaciones y celebraciones de la Semana Santa en la región están declaradas Fiesta de Interés Turístico.

La Semana Santa es una de las citas culturales y religiosas que despiertan más fervor en Madrid con sus procesiones y cofradías. Pero no solo en la capital cobran protagonismo las procesiones, sino que hay varios municipios cuyas Semana Santa ha sido declarada Fiesta de Interés Turístico Regional. Estos son los nueve municipios donde vivir la pasión de la Semana Santa en Madrid.

LA PASIÓN DE LA SEMANA SANTA EN LA COMUNIDAD DE MADRID

ALCALÁ DE HENARES: SEMANA SANTA MONUMENTAL

La de Alcalá de Henares es una de las Semanas Santas más singulares de Madrid. Entre el Viernes de Pasión y el Domingo de Resurrección ocho cofradías recorren la ciudad, siguiendo una tradición del siglo XVI. Se desarrolla en pleno centro histórico de la ciudad. Cuenta con una Ruta de las Procesiones que cuenta con recorridos guiados para conocer los hitos más importantes de la Semana Santa en la ciudad por algunos de los monumentos y lugares históricos. Además durante estos días se puede probar la Campaña de Penitentes, un dulce típico de chocolate en forma de capirote.

SAN LORENZO DE EL ESCORIAL: PROCESIONES DE LA ÉPOCA DE FELIPE II

En San Lorenzo de El Escorial son siete las cofradías que desfilan en hasta once procesiones. Los orígenes de la Junta de Cofradías del municipio datan de la época de Felipe II. Destacan las procesiones de El Entierro y el Silencio. Además, hay conciertos en las iglesias y distintos ciclos en algunos edificios históricos del municipio.

TORREJÓN DE ARDOZ: PASOS E IMÁGENES DE ALTO NIVEL

La Semana Santa de Torrejón data del siglo XVI y es conocida por la valía artística de las tallas barricas que protagonizan sus pasos. El más conocido es El Calvario, que cuenta con las imágenes del Cristo y la Dolorosa que se han atribuido a la escuela de Gregorio Fernández (siglos XVI y XVII). Además, tiene otras peculiaridades, como el paso de la Santa Cena, que es portado por niños de la ciudad.

MORATA DE TAJUÑA: LA PASIÓN MÁS CONOCIDA DE MADRID

El Jueves Santo se escenifica una de las pasiones más reconocidas a nivel regional y nacional. Más de 450 personas representan la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús desde el año 1987 en Morata de Tajuña. Once escenarios a lo largo del municipio cargados de emoción. En torno a este evento destacan otros como el Mercadillo Hebreo Artesano, los «Pasioncitos», dulces típicos del pueblo y los conciertos de la Banda Municipal, así como de música sacra.

LA PASIÓN DE VILLAREJO DE SALVANÉS

En Villarejo de Salvanés se celebra también la Pasión de Cristo. Se trata de la más antigua de la región, representándose desde 1980. Se desarrolla en la Plaza de la Iglesia el Jueves Santo en un escenario único. Combina representaciones en directo con proyecciones sobre el Castillo, efectos especiales y fuegos artificiales.

LA PASIÓN DE DAGANZO: UNA TRADICIÓN QUE GANA INTERÉS

En Daganzo de Arriba también se lleva a cabo la representación de la Pasión de Cristo el Viernes Santo. Es una de las más antiguas, data de 1986 y cuenta con más de un cententar de actores que cada vez reciben más visitantes interesados en la representación.

LA PASIÓN DE CARABAÑA

Carabaña también celebra su pasión el Viernes Santo desde 1988. En su día fue una iniciativa de los jóvenes del pueblo que perdura hasta el día de hoy. La representación incluye todas las escenas de la Semana Santa, desde la Entrada Triunfal de Jesús en Jerusalén hasta la Resurrección. Las doce escenas se distribuyen por las calles del municipio.

LA PASIÓN MÁS ANTIGUA DE MADRID EN CHINCHÓN

La representación de la Pasión Viviente de Chinchón es una de las más famosas de la Comunidad de Madrid y la más antigua. Fue declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional en 1980. Se celebra el Sábado Santo. Más de 300 vecinos representan el Vía Crucis en sus calles, Plaza Mayor y alrededores. La muestra culmina con la representación de la resurrección.

MÓSTOLES: LA PROCESIÓN MÁS COLORIDA PARA PONER FIN A LA SEMANA SANTA

La procesión del Encuentro de Móstoles es una de las más conocidas por su originalidad y colorido. Además, tiene más de 100 años de historia, ya que data de 1908. Está formada por dos pasos: el Cristo Resucitado y la Virgen de la Soledad. Ambas procesiones se encuentran a mitad del camino, durante el recorrido las calles se adornan con romero florido, lo que da ese color que la hace tan características.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *