-Publicidad-

El concejal de Salud del Ayuntamiento de Madrid, Javier Barbero, y el alcalde de Rivas Vaciamadrid, Pedro del Cura, han anunciado este lunes que se ha declarado extinguido el incendio que desde el pasado 27 de junio se desarrollaba en el vertedero ilegal de Valdemingómez.  

Ambos han anunciado la extinción del incendio tras reunirse con el concejal del distrito Villa de Vallecas, representantes del Samur, Bomberos, Policía Municipal, la Dirección General de Protección Civil y miembros de la Concejalía de Medio Ambiente en el Ayuntamiento de Madrid.

-Publicidad-

Barbero ha explicado que se ha podido actuar en el vertedero ilegal con la maquinaria adecuada para verter áridos sobre los focos de combustión: en total, 890 camiones han depositado alrededor de 24.000 toneladas de tierra y arena.

En cuanto al tema de la salud, se han realizado a diario hasta diez mediciones que han dado un resultado negativo: «no ha habido ningún riesgo para la salud de los vecinos de Vallecas o de Rivas, aunque sí ha habido molestias», han explicado desde el Gobierno de Manuela Carmena.

«No ha habido valores de alerta sanitaria en zonas urbanas. A día de hoy ni siquiera había valores de toxicidad en el propio foco del incendio», ha explicado Barbero, quien ha mostrado la satisfacción del Consistorio porque ya están todos los focos sellados y porque todos los efectivos municipales han realizado un buen trabajo en el lugar.

Por otro lado, Barbero ha anunciado que ha pedido a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, la reactivación del acuerdo marco respecto a la Cañada Real para este miércoles, tras la convocatoria de la mesa de coordinación por parte de la delegada del Gobierno, Concepción Dancausa. Del Cura también ha destacado el carácter «urgente» de estas mesas de trabajo.

«Queremos que se reactive ese acuerdo en el ámbito legal, de seguridad, de planificación urbanística, etcétera porque la cuestión del vertedero, en realidad, es la punta de iceberg de una problemática mucho más compleja», entiende Barbero, que ha explicado que se estudiará además una revisión de tarifas y sanciones, una medida que, en opinión del Consistorio, puede contrarrestar los vertidos ilegales.

También se están analizando cuestiones relacionadas con los accesos al vertedero, el precintado y cualquier medida que sirva para erradicar definitivamente este problema.

Barbero ha señalado que volverán a reunirse en septiembre para mantener una revisión sobre este problema. El alcalde de Rivas ha querido «agradecer la colaboración» del Consistorio de la capital, y ha destacado que «es la primera vez que el Ayuntamiento se pone al frente» de este problema.

-Publicidad-

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here