Tiempo de lectura 1 minuto

El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón, Eduardo Oria de Rueda, junto a técnicos municipales, peritos y bomberos ha supervisado e inspeccionado este lunes el edificio dañado en la explosión registrada en un restaurante chino para determinar las medidas de seguridad que se van a adoptar.

El pasado domingo, una explosión en un pequeño restaurante chino dejó el local completamente destruido y provocó el desalojo de varias viviendas, sin que se produjeran heridos.

Los servicios sociales del Ayuntamiento siguen en permanente contacto con las familias afectadas para atender las necesidades que requieren en estos momentos.

En cuanto a la calle Benigno Granizo, el Ayuntamiento ha señalado que se va a proceder al corte total de esta vía para ampliar así el perímetro de seguridad en la zona y se mantendrá una patrulla en la zona.

En su visita, el primer teniente de alcalde, también ha podido conversar con algunos de los vecinos afectados e interesarse por su estado actual.

Oria de Rueda ha destacado que el Ayuntamiento está trabajando intensamente para que todo se solucione lo antes posible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *