Tiempo de lectura 1 minuto

Mucho se ha hablado de las cenas de Nochebuena o de Nochevieja, y de los atracones que muchas veces nos damos sin reparar en las consecuencias. Hemos escuchado muchas bromas, dentro y fuera de la red, sobre el sobrepeso que esto puede ocasionar, pero tiene otros efectos también muy perniciosos que han sido recogidos en un estudio: el nivel de colesterol suele ser un 20% más alto después de Navidad que durante el verano.

LAS CONSECUENCIAS DE UN ATRACÓN

El estudio que confirma esta certeza proviene de Dinamarca: se ha llevado a cabo gracias a investigadores del Departamento de Bioquímica Clínica del Hospital Universitario de Copenhague y del Departamento de Medicina Clínica de la Universidad de Copenhague. La muestra de personas encuestadas es de 25.000, y el 90% de ellas presentaba signos de colesterol elevado tras las vacaciones navideñas. Por ello, este estudio concluyó que el riesgo aumenta hasta seis veces más en estas fechas. 

Este estudio, publicado en la revista ‘Atherosclerosis’, muestra indicios de que los alimentos grasos consumidos durante las fiestas navideñas tienen consecuencias peligrosas sobre nuestro nivel de colesterol. Así lo aseguran los responsables de este trabajo, sorprendidos ante el alto porcentaje de encuestados que muestran síntomas de un nivel de colesterol no recomendable.

¿CÓMO SOLUCIONAR ESTE PROBLEMA?

Las personas detrás de este artículo advierten que los médicos tengan en cuenta esto a la hora de evaluar el estado de salud de sus pacientes y de hacer recomendaciones de cara al nuevo año. Asimismo, han recordado que el elevado colesterol aumenta el riesgo de ataques cardíacos.