Tiempo de lectura 1 minuto


Los aficionados radicales del Ajax, conocidos como ‘Amsterdan Casuals’ dejaron su huella en Madrid. Si los futbolistas lo hicieron por la noche en el Santiago Bernabéu eliminando al Real Madrid de la Champions League (1-4), los ultras lo hicieron en el prostíbulo Vive Madrid y en la Puerta del Sol.

La Policía Nacional detuvo la madrugada de este martes a un ciudadano holandés de 23 años por amenazar con una daga a un portero del popular local de alterne Vive Madrid, sito en el número 15 de la calle Marqués de Viana en el distrito de Tetuán.

Avanzada la mañana del partido, la Policía también procedió a la detención en la Plaza Mayor de Madrid a uno de los aficionados del Ajax por su comportamiento violento, que provocó grandes abucheos entre muchos aficionados que estaban en la zona cantando y bebiendo alcohol pero que no llegó a más. Antes de la detención, y después, los aficionados del Ajax ‘jugaron’ a lanzar balonazos contra ventanas de casas y comercios.

Los aficionados del Ajax tomaron la Puerta del Sol, donde el alcohol, las bengalas y los petardos fueron protagonistas de un día que para la hinchada holandesa terminó con final feliz.



Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *