Vacunación, más comensales por mesa y toque de queda a medianoche

Vacunación, más comensales por mesa y toque de queda a medianoche

«Para arruinar aún más a la hostelería conmigo que no cuenten». Esta frase, pronunciada hace unos días por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, al ser preguntada por el endurecimiento de las restricciones en otras regiones españolas, sigue siendo su principal caballo de batalla y no solo no cerrará bares o centros comerciales, sino que priorizará la inmunización de sus profesionales.

Así, Ayuso ha trasladado este lunes a los hosteleros que estudiará la posibilidad de «agilizar» en la vacunación a sectores «altamente expuestos» como profesores, camareros, taxistas o dependientes, una vez comience la vacunación masiva a la población.

«Hemos analizado la posibilidad de, con la vacunación masiva, agilizarla en sectores altamente expuestos: profesores, taxistas, cajeros de supermercados, camareros.. Pero lo primero es tener vacunas y para los más vulnerables», ha escrito Ayuso en su cuenta de Twitter.

- Advertisement -

Un giro en la estrategia de vacunación, orientada a salvar no solo la economía, sino miles de puestos de trabajo que actualmente penden de un hilo. Aun así, fuentes del Gobierno regional han precisado que la Comunidad de Madrid depende del plan estatal, por lo que están supeditados a las directrices marcadas por el Ministerio de Sanidad y se estudiará esa posibilidad «una vez se haya vacunado a la población de riesgo».

Seis comensales por mesa y mascarilla obligatoria en bares y restaurantes

La decisión de no cerrar bares y restaurantes no está reñida, en todo caso, con la imposición en los mismos de medidas de seguridad e higiene para evitar contagios en su interior. En un encuentro por videoconferencia con representantes del sector de la hostelería, Ayuso ha avanzado que se impondrá este viernes el uso obligatorio de mascarillas en el interior de bares y restaurantes salvo para comer y beber, algo que hasta ahora era una recomendación.

Por otro lado, se ampliará de 4 a 6 el número máximo de comensales por mesa en las terrazas y se ha comprometido a retrasar «en cuanto se pueda y los datos de incidencia mejoren» el toque de queda a las doce de la noche, han informado fuentes del Gobierno regional.

La Comunidad de Madrid adelantó desde el lunes 25 de enero el toque de queda de las 23.00 a las 22.00 horas y el cierre de la hostelería y establecimientos no esenciales de las 22.00 a las 21.00 horas, y limitó el número de comensales en las mesas de bares y restaurantes a cuatro personas tanto en el interior como en terraza.

COMENTARIOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ARTÍCULOS RELACIONADOS