Tiempo de lectura 1 minuto

Pocas cosas hay más madrileñas que coger el metro. De hecho, es posible que quien ahora lee estas líneas lo haya utilizado hoy mismo para ir al trabajo o llevar a sus hijos al colegio. Si es así, es posible que hayan visto cómo las paredes conmemoran el centenario de este modo de transporte. Si es así,recuerden que la estación de Chamberí  es una de las más antiguas.

El centenario de la apertura del metro en Madrid, símbolo de modernidad y progreso, ya nos ha proporcionado actividades memorables en lasque hemos podido conocer su historia y su importancia en la ciudad. A esto se le ha sumado un homenaje a una de sus primeras estaciones.

UN MUSEO BAJO TIERRA

Chamberí fue una de las ocho estaciones de metro originales que formaban parte de la primigenia línea 1, la más antigua de la capital. A día de hoy,esta parada de metro conserva azulejos de su primera época, gracias a los cuales podemos viajar al pasado para hacernos una idea de cómo era la Madrid de principios del siglo XX.

Esto ha propiciado la creación del “andén cero” o “estación fantasma”,cuya existencia ya tratamos en esta página, se ha convertido en un museo. Aunque esta estación cerró tras una ampliación de la línea de metro, permanece como una curiosidad histórica que en el 2019 será más relevante que nunca.

HOMENAJE A CHAMBERÍ

Un spot televisivo creado por la agencia Atrevia, titulado “100 años más joven”, celebra la historia de la estación de Chamberí, y cuenta una historia en la que una joven acude a esta parada para tomar el metro. Se encuentra con las antiguas taquilleras, y hace un recorrido por la historia de este andén y, en definitiva, de Madrid.

Este detalle es importante, ya que las estaciones como Chamberí fueron de los primeros puestos de trabajo a los que las mujeres pudieron acceder, convirtiéndose de esa forma en uno de los banderines de la modernidad y de su paulatina incorporación al mercado laboral.

Un bonito gesto que se suma a la celebración de un aniversario muy importante para la ciudad.