Tiempo de lectura: 2 minutos


La Plataforma de Afectados por Madrid Central han alertado que la puesta en marcha de la medida ha conllevado la aparición de un «mercado clandestino» en el que «empiezan a aparecer ventas de empadronamientos y pases diarios» con unos precios que oscilan entre los 20 y los 200 euros.

Desde la Asociación de Comerciantes de las Letras aseguran que este «submercado» surge por la «inseguridad» y «falta de respuestas y soluciones a una parte muy importante de la actividad económica de Madrid Central».

Los representantes de la la Plataforma de Afectados por Madrid Central enumeran diversos «problemas» en la aplicación del sistema que busca eliminar la contaminación del centro de la capital: «No se reconocen los pases a diario, se conceden invitaciones a menores de 16 años que no tienen derecho a las mismas, la información es arbitraria y desigual…. es un caos». Asimismo han constatado fallos de la plataforma tecnológica que asigna al número de pases mensuales de una asociación. Critican que el sistema no acepta acreditar vehículos que tienen alquiladas plazas en parkings privados que no consideran garajes. Sobre los agentes comerciales, indican que «su situación sigue sin solución, pendientes de que se les acredite sin necesidad de rotular sus vehículos».

MULTAS INFORMATIVAS «COMO LAS MEIGAS»

Aseguran también que las multas informativas «que deberían acompañar a las infracciones en los accesos a Madrid Central durante el periodo de pruebas, no están aún en marcha, «son como las meigas, dicen que existen pero nadie las ha visto». Tampoco «se sabe nada» sobre la instalación de paneles informativos sobre la disponibilidad de espacio en los aparcamientos.

SABANÉS ASEGURA QUE FUNCIONA BIEN

La delegada de Medio Ambiente y Movilidad, Inés Sabanés, ha asegurado que Madrid Central «funciona bien» y que existe un «alto grado de cumplimiento» de la normativa por parte de la ciudadanía madrileña, un «éxito» en el que ha contribuido el nivel de concienciación «impresionante» por parte de los madrileños.

Sabanés ha recordado que Madrid Central entró en vigor a finales de noviembre del año pasado y que el Consistorio realiza controles aleatorios y se han remitido notificaciones informativas. Por tanto, el Ayuntamiento está «evaluando y controlando» la implantación gradual de Madrid Central para seguir informando al conjunto de la población de los pasos a dar y la futura entrada de los procedimientos sancionadores.

«Con procedimiento sancionador o sin procedimiento sancionador, hay un elevado grado de cumplimiento de la normativa, lo cual dice mucho en favor de los madrileños y su nivel de concienciación con un problema (la contaminación) que es de todos. Madrid Central funciona y funciona bien», ha insistido la delegada de Medio Ambiente y Movilidad.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *