Tiempo de lectura 2 minutos


La Guardia Civil ha detenido en Madrid a cuatro hombres como presuntos autores de los delitos de agresión sexual, abuso sexual y prostitución a seis menores -cinco chicas y un chico-, residentes en los municipios de Galapagar y El Escorial a los que ofrecían droga a cambio de mantener relaciones sexuales. También pesan sobre los detenidos los delitos de corrupción de menores, inducción a menores al abandono de domicilio y tráfico de drogas.No se descarta que haya más víctimas.

Los cuatro detenidos son varones con edades comprendidas entre los 25 y 56 años, cuentan con antecedentes por hechos relacionados con Robos con Fuerza, con Violencia e Intimidación, Desobediencia y Atentado a Agente de la Autoridad, Hurto, Lesiones y Receptación.

A dos de ellos se les imputan delitos de agresión sexual, abuso sexual, prostitución y corrupción de menores y a otros dos un delito contra la salud pública. Los mismos fueron puestos a disposición judicial, quien decretó el ingreso en prisión de dos de ellos.

Días fuera de casa

La investigación se inició a finales de 2018, cuando llegaron al Cuartel de la Guardia Civil de Galapagar varias denuncias de desaparición de menores en el citado municipio madrileño. Los menores de 14 y 15 años tras pasar varios días fuera de casa aparecían en sus viviendas con evidentes signos de haber consumido sustancias estupefacientes. El avance de la investigación permitió conocer que a los menores les ofrecían drogas para su autoconsumo a cambio de mantener relaciones sexuales, llegando en ocasiones a obligarlas a ello. Debido a su estado emocional y la dependencia que habían generado, eran reincidentes en el abandono de sus respectivas viviendas.

Venta de droga en sus institutos

En otras ocasiones los detenidos les facilitaban sustancias estupefacientes para que las vendieran en su círculo más cercano, incluso en el interior de sus centros docentes”.

A raíz de las pesquisas realizadas se logró identificar a dos varones como principales sospechosos de los hechos, así como ubicar las viviendas donde consumaban los hechos en Galapagar y en la urbanización Los Arroyos de El Escorial.

Ante la gravedad de los hechos se procedió a la entrada y registro de ambos domicilios interviniendo los agentes una escopeta y una pistola simulada, ocho teléfonos móviles, 635 euros en moneda fraccionada, discos duros, ordenadores, numerosas prendas de ropa con etiquetas y alarmas, así como 385 gramos de marihuana y 97 de hachís.

Tres de los implicados fueron detenidos en el momento de realizar las entradas en sus domicilios de Galapagar y El Escorial, logrando la detención del cuarto días más tarde en Torrejón de Ardoz, localidad a la que se había desplazado para no ser detectado y dificultar su localización.


Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Acepto la política de privacidad *